Inicio / Artículos / Crónicas de una fusión: comentarios a raíz de Expertis y ECIJA

Crónicas de una fusión: comentarios a raíz de Expertis y ECIJA

Este mes hemos puesto al aire un proyecto en el cuál estuve trabajando a lo largo de muchos meses: la fusión de Expertis Legal con la firma española ECIJA.

Ha sido un proyecto complejo, ya que en la práctica representó una fusión a 8 bandas (7 oficinas de Expertis + ECIJA), con toda la complejidad que eso puede representar. Sin embargo, cuando uno tiene el privilegio de trabajar con gente tan buena como la que integra ECIJA, la dificultad se relativiza.

Pero esta es una noticia relevante también para la industria legal en la región, ya  que es un movimiento adicional en la consolidación de prácticas que, local e internacionalmente, está viviendo el sector legal.

En febrero de 2015 escribí sobre Dentons y mencionaba que probablemente en los meses siguientes buscaría abrir operaciones en la región, lo cual efectivamente sucedió, y seguirá sucediendo en los próximos años, al ser Centroamérica la última frontera de Latinoamérica para las firmas internacionales.

Localmente, en los últimos meses hemos visto también la intensificación de movimientos que, llámense fusiones, integraciones, combinaciones, etc. procuran lo mismo: unir fuerzas para afrontar los retos de un mercado altamente competitivo y ya un poco saturado. Algunos ejemplos en CR: Dentons + Muñoz  / Pragma Legal / el movimiento Batalla + AFC y su secuela: Consortium + AFC / Integra + EY + Pacheco Coto / BLP + Weinstok + ANS / Sfera legal + Andrés Montejo.

Aunque sin duda pueden existir más opciones, esta fusiones usualmente responden a 4 modelos:

a) Firma más grande absorbe firma más pequeña.

b) Firma pequeñas o medianas se fusionan para formar una más grande.

c) Firmas grandes o medianas suman un solo practitioner para reforzar algún área de práctica.

d) Dos o más solo practitioners se unen entre sí para conformar una firma.

Estos movimientos son complejos, y quien diga que no lo son, probablemente no lo está haciendo bien. Implican además trabajar con una materia prima particular, como lo somos los abogados, con los demonios que usualmente nos integran (individualismo, ego, falta de información financiera, auto percepciones equivocadas, etc).

¿Cuál son las claves? En mi criterio, cinco (y en ese orden):

1) Tener muy claro para qué queremos fusionarnos,

2) Identificar a las personas adecuadas para hacerlo,

3) Pensar muy bien en lo que se puede ganar, pero sobre todo en lo que se puede perder,

4) No apresurarse en las negociaciones, pero tampoco extenderlas indefinidamente,

5) No olvidar que la fusión es sólo el inicio del proyecto, y que el trabajo comienza e intensifica con el post-closing.

En el primer boletín de Bona fide del año compartí un interesante artículo sobre el tema, del cual rescato esta frase, que es completamente cierta:

La verdadera cuestión aquí no es si las firmas deberían fusionarse o no con otra firma global, regional o local, sino cómo mantienen la competitividad en este nuevo y exigente contexto.

Comparto el link al video que producimos para contar la noticia de nuestra fusión. Es producción de Reelax Media artífices tambien del diseño de este blog.

 

Quizá le interese...

La potencial e inconveniente taxificación de Uber

Como en una serie de suspenso, en el último capítulo el Ministro de Obras Públicas …